Archivo

Posts Tagged ‘juan luis lópez precioso’

HOY, HOMENAJE A JUAN LUIS LÓPEZ PRECIOSO EN ‘EL SUR’

diciembre 12, 2019 Deja un comentario

 

Como pueden leer aquí, esta noche se celebrará en la cafetería ‘El Sur’ un homenaje al recientemente fallecido poeta y periodista Juan Luis López Precioso.
Allí nos vemos.

 

Categorías:Poesía Etiquetas:

TERRITORIO INTERIOR

Territorio interior

 

 

ATRÁS HE DEJADO UNA VIGILIA

Alborea el canto inquieto de los pájaros
en los vértices lejanos del parque
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxaún vencido en su sueño.
La ciudad alza de nuevo sus cúpulas dormidas
bajo los tenues brillos de la luz primera,
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxpresagio
del amanecer en su estallido cercano.
Aún el ruido diligente de la mañana en su mediodía
gozoso
xxxxxxes el eco viejo del ayer
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxya sepultado.

A mi lado duermes ajena
buscando el tibio hueco de las sábanas.
Abandonas un brazo sobre mi costado
y resbalo un beso insomne por la pendiente
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxde tu hombro.
Atrás he dejado una vigilia
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxcondenada al olvido,
una batalla sin tregua
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxcontra un ejército de abismos
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy simas sin fondo.

Todavía permanecen desordenados sobre la mesilla
los despojos de la batalla:
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxla luz ya exhausta
del candil, la alerta de los sentidos
los batallones aciagos
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxde mariposas ciegas
que asediaron toda la noche
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxla guardia contra mí.
xxxxxxxxxxxxxSé, sin embargo, que he vencido;
sé que al menos hoy he vencido
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxporque a mi costado
el reposo tranquilo de tu cuerpo
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxme fortalecía en la batalla.

Descanso ahora exhausto y sereno,
mientras la amanecida filtra
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxpor las rendijas de la ventana
sus primeros hilos de albor
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxque clarean
nuestra presencia adormecida, mar en calma:
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxte miro
xxxxxxxxxxxxxy ya eres la aurora.

Presencia alentadora de la mañana
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxaún por nacer
en ese hilo de aurora que trepa
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy juega
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy estalla
xxxxxxxxxxxxxcontra tu hombro desnudo.

 

 

 

DE VITA

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxNo hay nostalgia peor
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxque añorar lo que nunca jamás sucedió.
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxJoaquín Sabina

¿Quién
ha vivido por mí
las vidas que yo no he vivido?

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxMiro
mis manos y no están llenas.

A mis pies caen mansamente
las hojas amariilas de los plátanos del bulevar.

 

 

 

MOTÍN EN LOS SENTIDOS

¿Qué somos hoy
sino
dos cuerpos amotinados?

Vive y destrona tu pasado:
mañana la costumbre volverá a nosotros.

 

 

 

VUELO

Pavor de la hoja
xxxxxxxxxxxxxxxque cae
tardía de su rama
y, en el penúltimo temblor,
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxsiente
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxsilente
cómo se agolpa
xxxxxxxxxxxxxxfuriosa
la savia en el vértice de su aire perdido;
xxxxxpor qué tanto vértigo,
ese exceso de vuelo para tan poca distancia
xxxxxantes de rozar el suelo.

 

 

 

CLAMOR DE ALMA

Discurre el día tranquilo y apacible.
Estás en la casa
xxxxxxxxxxxxxxy deambulas
por ti mismo y entre las cosas.

Una aparente serenidad anuda tu ánimo
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy sin embargo
una cierta desazón acude a tus palabras
y sin saber porqué escribes:
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxclama
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxmi alma
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxcontra mí.

 

 

 

EJERCICIO DE EXORCISMO

xxxxxI

Te amé con la triste desposesión de los vencidos.

Luego la tarde huida nos devolvió
(como un espejo roto en fragmentos infinitos)
la imagen opaca de las sombras
urdiendo adioses tardíos sobre nuestros cuerpos.

x
x
xxxxxII

Y ahora qué, me pregunto,
ahora qué cuando las pálidas urgencias del deseo
sólo son las tibias cenizas del incendio
xxxxxxxxxxxque nos alumbró.
Y ahora qué cuando de nuevo te nombro, te busco
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy no te encuentro.

 

 

 

HORAS DEL TIEMPO ACIAGO

xxxxxI
(enseñanzas de la edad)

Tiritan sobre sí estos momentos
como un gorrión perdido en el invierno.

No son horas propicias para ti
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxy no hallarás
letras de oro
xxxxxxxxxxxxen los libros que acaricias.

(Improbable pasa rasante una gaviota
sobre los tejados de la ciudad
y no tendrás noticia
xxxxxxxxxxxxxxxxxxde su vuelo)

La herrumbre del tiempo, el hilo de la costumbre
se clavan como esquirlas de hielo
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxen la tibieza
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxde la piel.

Pero aprenderás en estas horas aciagas
tanto como de los momentos de gozo
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxque ahora
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxañoras.

 

 

 

López Precioso, Juan Luis. Territorio interior. Cartagena; Fundación Emma Egea, 1999

 

LUMINARIA

Luminaria

 

 

XIII

(¿ascua o ceniza?)

QUEDA el hombre solo
Mira sus manos vacías
Siente frío y se acerca
a la chimenea
Afuera los perros
ladran a la luna
y contra su pavor
Medita en su tiempo
consumido
¿Qué fue de su destino?
¿Dónde su desmesurado amor
su energía de vivir deprisa?
Se acerca a la lumbre
única luz de la cocina
El badil remueve
¿ascua o ceniza?

 

 

 

XV

(aliento aún del sueño)

INTENSA germina
en ti la mañana
Desorden de lino
tras el consumado amor
Aliento aún del sueño
Adormecidas miradas
Cuerpo aterido en desperezo
obedeces sin oposición
los dictados del día
que aguarda impaciente
la amanecida
de tu risa clara
como ropa limpia
tendida bajo los dominios
del primer sol.

 

 

 

López Precioso, Juan Luis. Luminaria. Murcia; Editora Regional de Murcia, 1998.

 

Y ENTONCES LLEGARON LOS PEQUEÑOS PREMIOS Y LAS PEQUEÑAS PUBLICACIONES

Como habían hecho nuestros mayores, aquellos poetas que llevaban más tiempo que nosotros a brazo partido con los versos, empezamos a presentarnos a aquellos certámenes para principiantes, exactamente aquellos por los que ya habían pasado algunos de los poetas que admirábamos, y en los que coincidiríamos con algunos a los que admiraríamos con el paso del tiempo.

El primero fue el Creajoven’99, en el que estaban como jurado, entre otros, Marisa López Soria o Juan Luis López Precioso. Yo me llevé el segundo premio, pero el primero se lo llevó un tal José Daniel Espejo con tres poemas entre los que figuraban este

 

ASPIRANTE

Conocí a una chica
era poeta o algo así, ya sabéis:
la excitaban las metáforas, los tercetos
y los encabalgamientos suaves

yo la oía pronunciar “Pessoa”, “Cocteau”
y hubiera dado un brazo
por acostarme con ella
así que dije sabes, yo también
soy poeta, yo también
sé como la piedra canta
(que es un verso de un tal Aleixandre)
y de mi baja lira
haría posible el son que te quitaras la falda
alguna que otra vez?

pero che, no hubo suerte
fuimos juntos a doscientos recitales
y nos quedábamos comentando las odas de Keats
hasta muy tarde
pero luego Valery! Oh, Valery!
y mi erección se iba al carajo
era como pretender montárselo
en el cimétiere marin

con lo que fuimos dejando
de vernos, poco a poco
ahora otros chicos le hacen el rollo
e incluso un maricón va con ella exclusivamente
para charlar
sobre John Donne
y yo me he quedado solo
muy solo
y tengo cien libros enormes de poemas
larguísimos
inútiles
desparramados por toda la habitación
pero qué queréis
que os diga
todos estos tipos ganan mucho
si piensas
que también ellos se quisieron tirar a Marina
la linda
y después de caerse de morros
decidieron perfeccionar su estilo
por si otra vez
por si más adelante
por si Marina.

 

 

 

Pero es que aquel mismo año tuve la suerte de ser seleccionado para que aquel poemario que envié al Murciajoven’99 fuera publicado en el libro homónimo junto a poetas que uno realmente admiraba como Matías Tárraga o Ángel Manuel Gómez Espada. El jurado aquel año estaba compuesto por Ramón Jiménez Madrid, Soren Peñalver y Juan Luis López Precioso, y le dieron el premio de poesía a Antonio Soler González (Zonde) por un maravilloso poemario que llevaba por título ‘Cuaderno de viaje‘, del que dejo aquí algunos poemas.

 

de ‘UNA HUELLA PISADA’

IV

Cuando marches al mundo
Procura no ensuciarlo demasiado

Recuerda que todos tus demonios
Viajan siempre en tu equipaje

O más adentro

 

V

Aquí siento mi vida como si de pronto
xxfuera inútil haber peleado tanto
No merecía la pena llenarse de barro hasta
xxlos ojos por un instante de vana gloria
Aquí se resume el mundo y el mundo es
xxuna plaza en la que brotan voces de
xxcerveza, calimocho y juventud
Quisiera quedarme pero no puedo
Quisiera aquí enterrar mis ojos y mis manos
xxpero no puedo
Me aguardan otras calles y los minutos que
xxconvivo con estas gentes no volverán
xxa ser mis minutos
Y sin embargo ya jamás olvidaré mi condición
xxdifusa
xxcuando vuelva a pelear a perder a llenarme
xxde barro hasta los ojos por un instante
xxde vana gloria

 

 

de ‘¿DÓNDE ESTÁ ÍTACA?’

V (Reunión de poetas)

Mientras van y vienen como un enérgico oleaje
Las palabras y su volumen
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxLeo de un libro
La fuerte intensidad de otras palabras
Y me dejo arrancar del mundo del bar
De mis amigos poetas y los poetas
Que no lo son (amigos) y de las copas
De vino o martini
xxxxxxxxxxxxxxxxY lo que venga
Al tiempo que cuando me elevo tenue
Oigo a nuestras espaldas podridas palabras
(En otra mesa) de gente absurda
Que sigue pensando que hablar francés
C’est chic
xxxxxxxxxTrès joly
Una aventura de elegancia
Y me doy asco y pena ajena y desciendo
A la silla y escucho las palabras
Acertadas algunas y otras cuando no
Al menos ingeniosas de mis amigos poetas
Y los poetas que no lo son (amigos)
Para luego colgarme del cielo por los ojos
Y tratar de encontrar salida
A la insostenible controversia de las nubes

 

 

De Matías Tárraga voy a dejar aquí un par de poemas del poemario que presentó, que llevaba por título ‘Canto de la Maraluna‘.

 

MENSTRUACIÓN

Hueles a madre
sangrando después del parto;
a una lluvia de orgasmos
formando constelaciones,
a sudor dulce
y a vino de bodega,
a carne cruda,
a musgo de caverna,
a toro en suerte de varas,
a aquelarre,
a agua hirviendo.
Y otras veces hueles a niño
al que le han hecho sangre;
a Universo extinguido,
a colonia amarga
y a cava de congreso,
a los tres cerditos,
a hierba virgen,
a traje de luces,
a santa misa;
y a catarata inexpugnable
que me arroja una y otra vez hacia tu vientre.

 

REGAR

Habría que regar los crisantemos,
pero resucitarían los muertos de mi infancia
para volver a abandonarme en la escalera
que sube hasta el espejo.

 

 

De Ángel Manuel Gómez Espada dejo tres poemas de su poemario ‘Elogio de la ausencia‘, más exactamente de la tercera parte de éste, que llevaba por título ‘Hyde sale a pasear oculto en la niebla‘.

 

5, la amazona ensilla

Ven, Mary, acércate,
no tengas miedo de un jorobado,
ven a este lado de la habitación,
donde las sombras cubren mis defectos.
Sal de la luz, Mary, ven,
siéntate sobre mis rodillas
y viaja, sumisa, al centro de mi boca.
Para combatir tu jaqueca
te daré la mejor medicina.

No me hagas salir, vagar
por los callejones infectos de Londres,
bajar hasta los arrabales en busca de tu olor.

No me hagas buscarte
en otros cuerpos sucios, en lenguas insípidas.
Ya sabes lo nervioso que me pone
no hallarte puntual en los burdeles.

Anda, no seas niña y ven.
Estoy harto de que el imbécil de Jekyll
pague mis facturas. Y esta noche
quiero reposo. Sobre tu vientre.

 

6, hyde cambia su desodorante tradicional por el nuevo axe voodoo

Por ti, Mary, hice este esfuerzo.
Para que compruebes
qué poco me parezco a tu Amo,
por si no lo habías notado aún
en mi forma explícita de amarte.
Algo sucia y violenta, es cierto.
Pero reconocerás conmigo
que cien veces más resultona.

Y ahora, dame un pitillo y un condón.
Ya está bien de charla.

 

7, hyde sale a pasear

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx“…mi padre, creo, dijo que Bacon había escito que si aprender es
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxrecordar, ignorar es de hecho haber olvidado”.
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxJorge Luis BORGES. “La noche de los dones”

Mi buen amigo Jekyll
además de imbécil, cobarde.
Te ha echado de casa su miedo
y se puede escuchar en la vieja mansión
a cualquier hora su arrepentimiento.
Ahora querrá que salga en tu busca,
pero no tengo ganas. Tampoco prisa.
Te he buscado ya, Mary, en tantas otras
que no recuerdo el sabor de tu aroma.
Ya no sé volver a casa temprano,
se me han extraviado las palabras tiernas,
he dejado fuera de mí el perdón.
Tampoco sé cómo pagar mis culpas,
ni hacerle ascos a un cuchillo o a una furcia.

Tan sólo, paseo por la niebla
cogiendo aquellos pétalos
que más me llaman la atención.
Perdóname si alguna vez
eres tú la afortunada
y, después de libarte,
te tomo, te olvido, no te reconozco.

 

 

Y casi termino dejando algunos poemas del poemario que me publicaron a mí y que llevaba por título ‘La máscara del caimán‘.

 

2

La pretensión de todo olvido
es la creación de un idioma
nuevo y sin errores,
un idioma que tenga la eternidad
como frágil medida de tiempo.

 

9

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxEstos bolsillos pueden dar fe
xxxxxxxxxxxxxixxxxxxxxxxxxxxde que hay cosas que perdí
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxAntonio de Pinto

Sabe, acaso, el pulso del tiempo
de mi sed de sed, de mis bolsillos vacíos
y su fe perdida (o, quizás, nunca hallada).

Lo sabe, acaso, exactamente ahora:
justo en medio del transcurrir cotidiano,
inmensa y sombríamente (como estas calles
lo son unas de otras) idéntico a sí mismo.

 

10

CARTAGENA

Estoy en estas calles
por la imposición de un tiempo
que no me pertenece.

Acaso nadie espera
que desacate el mandato
de estas plazas,
las órdenes
de estos parques,
la censura enviada
desde cualquier azotea.

Y en este mapa no sé por cuánto
conseguiré mantener la fragilidad
de los términos
sobre los que estuve asentado
durante tanto tiempo.

Todo me induce a emprender
camino de regreso
hacia un espacio
donde ser mi propio sello
en las huellas que dejé de crío,
hacia un espacio
donde las palabras no cansen.

 

 

 

Ah, por cierto, aquí les dejo la crítica que uno de los miembros del jurado de aquel Murciajoven publicó en prensa.

 

Daftar Harga Mobil Bekas

Literatura, música y algún vicio más

El lenguaje de los puños

Literatura, música y algún vicio más

Hankover (Resaca)

Literatura, música y algún vicio más

PlanetaImaginario

Literatura, música y algún vicio más

El blog tardío de Elena Román

Literatura, música y algún vicio más

Del verso y lo adverso 9.0

Literatura, música y algún vicio más

DiazPimienta.com

Literatura, música y algún vicio más

El alma disponible

Literatura, música y algún vicio más

Vicente Luis Mora. Diario de Lecturas

Literatura, música y algún vicio más

Las ocasiones

Literatura, música y algún vicio más

AJUSTES Y OTRAS CUENTAS

Literatura, música y algún vicio más

RUA DOS ANJOS PRETOS

Blog de Ángel Gómez Espada

PERIFERIA ÜBER ALLES

Literatura, música y algún vicio más

PERROS EN LA PLAYA

Literatura, música y algún vicio más

Funámbulo Ciego

Literatura, música y algún vicio más

pequeña caja de tormentas

Literatura, música y algún vicio más

salón de los pasos perdidos

Literatura, música y algún vicio más

el interior del vértigo

Literatura, música y algún vicio más

Luna Miguel

Literatura, música y algún vicio más

VIA SOLE

Literatura, música y algún vicio más

El transbordador

Literatura, música y algún vicio más

naide

Literatura, música y algún vicio más

SOLIPSISTAS DEL MUNDO

Literatura, música y algún vicio más

MANUEL VILAS

Literatura, música y algún vicio más

El fin de las siestas

Literatura, música y algún vicio más

Escrito en el viento

Literatura, música y algún vicio más

un cántico cuántico

Literatura, música y algún vicio más

Peripatetismos2.0

Literatura, música y algún vicio más

Hache

Literatura, música y algún vicio más