Inicio > Poesía > FRACTAL 2012 –UNA GENERACIÓN DE FUEGO–

FRACTAL 2012 –UNA GENERACIÓN DE FUEGO–

Ya les comentaba antes de ayer que en las dos ediciones de Fractal se han publicado sendas antologías que en la primera edición incluía poemas de 48 autores y que este año se ha visto reducida a 15 autores (aunque con más poemas, ya que ambas antologías llegan casi a las doscientas páginas). Hoy dejaré aquí algunos de los poemas inéditos de la antología de este año.

 

 

MERCEDES DÍAZ VILLARÍAS

 

JÜERGEN

contempló durante demasiado tiempo
cuál iba a ser su lugar de residencia,
puso mucho dinero para la fianza
acolchando con su cuerpo la ciudad de armazones,
filmó y filmó cada día
y aparecía el filmando, retardado y blando,
sin intentar recuperar los minutos
cambiando la película a cámara lenta.
Nunca dormía tampoco
y te decía por la línea
“ayer me quedé dormido frente a la tele”
cuando sabías que en realidad era un bucle
de él encendiendo y apagando cucharas.
Resolvimos educarle cuando ya había pasado los veinte años
el siete de septiembre de 1985
con una canción de pupitre para cepillarse los dientes
de acampada en el lago
escupiendo a lo mohawk en arcilla y resina.
Con el hueco de las manos estuvimos en silencio y
con el silencio, cayó en el hueco de nuestras manos,
con recetas de medicamentos autorizados.
Dejó de percibirnos al poco rato
y pasó los ojos a toda velocidad por encima de las chicas garaje
con bambas stan smith y camisetas blancas
y lamió de un vistazo la belleza robótica de las películas porno
y metió los dedos en el deseo de los vaqueros sucios
y metió violencia en los motores trucados
a un ritmo increíble
contactó con lo vivo
y en todo ese tiempo no apagó el CD de Fernando Alfaro.
Nueve de la mañana del siete de septiembre de 1985,
todas las prendas están por el suelo
él finge estar dormido frente a la tele
y ya ha cambiado.
Encuentro en su lavabo corrector de ojeras
encuentro panecillos de hotel con hormigas
encuentro pintada a lo Mtv a una camarera latina
los encuentro, al fin, demasiado reales
derivando como una maqueta de ellos mismos
y durante un breve momento
implosiona un agujero blanco
y siento, como madre, la urgencia en el desastre
de ponerle un regalo entre las manos.

 

 

 

SARA HERRERA PERALTA

 

¿Por qué te vas tan lejos?,
me preguntó la abuela.
Tengo que trabajar, le dije.

Nosotros también nos fuimos,
igual nuestros hermanos:
ellos no volvieron.

Te vas tan joven y sola, decía,
serás extranjera.
Y señaló el mapa.

¿Por qué te vas tan lejos?,
repetía, con lo bien que estabas
aquí –coche, hipoteca, préstamo–.

Voy a buscar una vida grande, abuela.
Y la abuela me miró a los ojos,
acariciando mi cara con sus manos:

que el viaje no sea duro,
que el país sea una casa,
que los amigos te duren para siempre.

 

 

 

LUIS MARTÍNEZ-FALERO

 

Quizá nos baste
un fragmento de lluvia
xxxxxxxxxxxpara decir que el tiempo
acaba por arrastrar materiales o nombres
en que alguien basó su mundo o su existencia,

el golpe exacto de una gota
xxxxxxxxxxxque resuena un instante
en la clepsidra incierta del vacío.

 

 

 

DAVID ELOY RODRÍGUEZ

 

No dejes que se acerque a tu hacienda
ni que roce tu cuerpo ni a tus hijos.
No le abras la puerta de tu risa
ni le digas el sitio donde guardas tu dolor.
No concedas que se instale en tus huellas,
que anide en tus ojos o que susurre en tus gestos;
que no ponga en tu boca sus palabras,
que no ponga en su boca tus palabras.
No le hagas espacio, no le invites a tus días.
No permitas que pase el cazador.

 

 

 

JAVIER TEMPRADO

 

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxEn vano he luchado
xxxxxxxxxxxxxpor enseñar a mi alma a doblegarse,
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxien vano le eché en cara:
xxxxxxxxxxxxxxxiixxHay almas más grandes que tú

Mi palabra. Suena absurdo.
Como si acaso me perteneciera
esto que prostituyo en las calles
de una ciudad amiga.
Aquí donde reposo, en las caderas huecas
de una música que ha cesado.

No confíes en mi palabra.
En este torrente invertebrado
que quiere vagar fuera de mi piel.
En esta cáscara reseca
donde arremolino los días.
Cuando es ella quien hace de mí
un prisionero.

Porque mi palabra
conoce el secreto de los días oscuros
y de las líneas que se estiran en el tiempo.
Y ante eso, no hay silencio en el mundo
que pueda desgarrarla
o deslizarla en el olvido.

 

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

LOS QUE VIVEN CONMIGO

Literatura, música y algún vicio más

Hankover (Resaca)

Literatura, música y algún vicio más

PlanetaImaginario

Literatura, música y algún vicio más

El blog tardío de Elena Román

Literatura, música y algún vicio más

Del verso y lo adverso 9.0

Literatura, música y algún vicio más

DiazPimienta.com

Literatura, música y algún vicio más

El alma disponible

Literatura, música y algún vicio más

Vicente Luis Mora. Diario de Lecturas

Literatura, música y algún vicio más

Las ocasiones

Literatura, música y algún vicio más

AJUSTES Y OTRAS CUENTAS

Literatura, música y algún vicio más

RUA DOS ANJOS PRETOS

Blog de Ángel Gómez Espada

PERIFERIA ÜBER ALLES

Literatura, música y algún vicio más

PERROS EN LA PLAYA

Literatura, música y algún vicio más

Funámbulo Ciego

Literatura, música y algún vicio más

pequeña caja de tormentas

Literatura, música y algún vicio más

salón de los pasos perdidos

Literatura, música y algún vicio más

el interior del vértigo

Literatura, música y algún vicio más

Luna Miguel

Literatura, música y algún vicio más

VIA SOLE

Literatura, música y algún vicio más

El transbordador

Literatura, música y algún vicio más

Como no iba diciendo

Literatura, música y algún vicio más

SOLIPSISTAS DEL MUNDO

Literatura, música y algún vicio más

MANUEL VILAS

Literatura, música y algún vicio más

El fin de las siestas

Literatura, música y algún vicio más

Escrito en el viento

Literatura, música y algún vicio más

un cántico cuántico

Literatura, música y algún vicio más

Peripatetismos2.0

Literatura, música y algún vicio más

Daftar Harga Mobil Bekas

Literatura, música y algún vicio más

Hache

Literatura, música y algún vicio más

A %d blogueros les gusta esto: